lunes, 5 de diciembre de 2016

Recreando videojuegos clásicos con Scratch (II): consideraciones previas

En la anterior entrada vimos de manera esquemática una forma de trabajar por fases la creación de videojuegos clásicos con Scratch.
Una idea, que me gustaría profundizar en ciertos aspectos de una de las secuencias planteadas.
Dentro de la FASE PREVIA, comenté que una vez conocidos múltiples aspectos entorno a los elementos de los videojuegos, el siguiente paso sería elegirlo.
Antes de decidir qué videojuego adaptar, tenemos que tener en cuenta una serie de CONSIDERACIONES O CRITERIOS BÁSICOS DE SELECCIÓN según nuestros objetivos marcados. Algunos de los que yo he estimado oportunos son los siguientes:
  • Nivel y edad del alumnado. Siempre hay que tener en cuenta las características individuales de nuestro alumnado, junto al nivel de manejo de Scratch que tiene cada uno, para posteriormente en la elaboración del mismo, hacer las adaptaciones que se consideren oportunas.
  • Motivación entre el alumnado. Hay que considerar la aceptación del videojuego entre el alumnado. 
  • Nivel gradual del videojuego. Hace referencia al nivel de dificultad de manejo del mismo y de niveles que posea. No puede ser un videojuego con mecánicas y elementos complejos.  Tiene que ser un juego con un ritmo variado, pero no sencillo.
  • Adecuación del tiempo. Hace referencia a la duración del videojuego. No puede ser un videojuego extenso (por ejemplo de duración de días), ya que a la hora de adaptarlo sería un proceso bastante tedioso. Tampoco debemos olvidar el factor tiempo del cual disponemos para crearlo, ya que eso determinará todo el proceso.
  • Contenidos del videojuego. Hay que analizar cuáles ayuda a desarrollar, bien sean valores, conceptos o procedimientos.
  • Tipo de interacción que proporciona. Hay que pensar que permite realizar al jugador, bien puede ser un videojuego en el cuál colabore para cumplir un objetivo o compita contra otro jugador.
Con estos criterios de referencia en mente, podemos ir buscando distintos videojuegos clásicos y probarlos bien sea desde emuladores o páginas web. Mientras los estamos probando, no debemos de olvidarnos de fijarnos en esos elementos y eventos que los definen. Para ello, me gustaría compartir también una pequeña PROPUESTA DE ANÁLISIS muy sencilla adaptada a los tipos de videojuegos a recrear:
- Personajes, objetos. Ambos serán diferentes dependiendo del tipo de juego a crear. Aquí no nos olvidemos de fijarnos en el comportamiento de los mismos, en las distintas interacciones.
- Escenarios o fondos que lo conforman.
- Reglas y restricciones. Estas definen el funcionamiento del juego.
- Niveles. Hace referencia a los distintos niveles que tiene el videojuego en cuanto a grado de dificultad a medida que se avance. (y los retos que se planteen). 
- Contadores. Pueden ser los puntos que se obtienen, las vidas del personaje, el tiempo del cuál se dispone, etc. 
- Castigos. Es la penalización qué obtiene el jugador como la pérdida de puntos.
- Recompensas. Son las qué obtiene el jugador por realizar algo en concreto.
- Rankings. Es donde el jugador se compara con el resto de jugadores en lo relativo a tiempo o puntuación, entre otros.
- Habilidades. Poderes que el jugador puede obtener.
- Items. Objetos que el jugador puede adquirir y utilizar. 
- Retos. Supone un desafío superior, más  complicado. 
- Turnos. Los jugadores no juegan a la vez, sino por turnos, como por ejemplo suele pasar en los juegos de mesa.
- Tipos de controles. A través de los mismos se maneja al personaje, bien puede ser  mediante las teclas del teclado, el ratón, el gamepad, etc.
- Sonido. La música o efectos de sonido que conforman el juego.


Una vez tenido en cuenta lo anterior, tendremos todo listo para ir apuntando los elementos con los cuáles nos encontremos de manera detallada, y así ir reflexionando de qué manera podríamos ir incorporándolos en Scratch.
No olvidemos que esto lo tendremos que realizar nosotros previamente, pudiendo facilitar ejemplos de apoyo a nuestro alumnado, explicándoles cada uno de ellos, para que posteriormente cuando se seleccione el videojuego a rehacer en cuestión, sean ellos quienes lo prueben, analicen y clasifiquen de manera autónoma.

PD: En los documentos de creación de videojuegos que iré compartiendo, veréis todo esto de una manera más clara.
Ambas propuestas pueden mejorarse, ampliarse o adaptarse, según las necesidades de cada uno.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada